Presidente Piñera llamó a un acuerdo nacional por la infancia tras visitar centro del SENAME

Domingo 11 de marzo de 2018

* Tras asumir el mando y almorzar con representantes extranjeros en el Cerro Castillo, el Jefe de Estado llegó hasta al centro Fundación Padre Semería de La Pintana, dependiente del organismo.

El Presidente Sebastián Piñera llamó a un "gran acuerdo nacional por la infancia" para enfrentar la crisis que viven instituciones como el Servicio Nacional de Menores (SENAME).
El Mandatario afirmó que "hace ocho años, mi primera actividad como Presidente fue visitar y compartir con las familias de regiones víctimas del devastador terremoto y maremoto del 27/F, y sus violentas réplicas en el día mismo de la asunción del nuevo Gobierno".
"Muchos de los niños que viven o asisten a los centros del SENAME, han sufrido la desintegración de sus familias, por el alcoholismo, la delincuencia, la drogadicción u otros males. Muchos también han sufrido abusos y maltratos y han sentido la tristeza y soledad de haber sido abandonados por aquellos que les habían dado la vida y que tanto amaban. Y también, muchos de nuestros niños han perdido sus vidas en los centros del SENAME, que el Estado de Chile creó para cuidarlos y protegerlos", expresó.
Tras esto, Piñera recordó las historias de Lissette Villa, Rechel Contreras y Luis Maicol Jara, niños que murieron en dependencias de la institución.
"Por eso hoy quiero convocar a todos los chilenos y chilenas de buena voluntad a un 'gran acuerdo nacional por la infancia', que nos permita decirles a todos los niños, niñas y adolescentes de Chile que el Estado y la sociedad chilena van a cumplir con su deber y responsabilidad con ellos, y que haremos todo lo humanamente posible para que, no solo ni uno más de nuestros niños sea abusado ni maltratado, sino también, para que nuestros niños y niñas recuperen sus hogares, su inocencia, su dignidad y su alegría de vivir", señaló.
Entre las medidas que propone el acuerdo, entre los que se encuentra "reemplazar el actual y fallido Sename" y separarlo en una entidad que reciba a niños y adolescentes en situación vulnerable y en otra que reciba a infractores de la ley.